Brest: tierra del surf bretón

deporte de tabla
Brest: tierra del surf bretón

La región de Finisterre, a orillas del océano Atlántico, está repleta de lugares para practicar deportes náuticos. Vaya encerando la tabla… ¡Nos vamos a surfear!

Bretaña, con sus 2700 kilómetros de costa, ofrece a los surfistas, tanto principiantes como experimentados, oleajes atlánticos ideales para marcarse unos rail grabs y cut backs inolvidables. El surf, deporte marginal durante mucho tiempo en una región en la que reina la vela desde hace décadas, ha sabido conquistar a muchos deportistas. Alrededor de Brest han surgido multitud de lugares para surfear y los fines de semana tanto bretones como turistas invaden las playas de la costa sur, aunque nosotros le recomendamos la costa oeste de Finisterre para disfrutar de un entorno ideal.

La mejor época es de septiembre a marzo, por las depresiones atlánticas que agitan las olas, más huecas y consistentes. Prepárese para trabajar los muslos y los abdominales: las costas bretonas son muy escarpadas y el oleaje llega al mismo tiempo que el viento. Abróchese el leash porque el floater no espera.