Destino Marsella: una ciudad 100% mediterránea

Situada a borde del mar Mediterráneo, Marsella es a la vez un puerto importante en Francia y para todo el mediterráneo. Con más de 850.000 habitantes, Marsella es también la segunda ciudad más grande de Francia.
Debe su sobrenombre de "ciudad focense" al hecho de que los griegos procedentes de Focea fundaran la ciudad, alrededor del año 600 a.C. Esta pasó a llamarse entonces "Massalia". La ciudad ha conocido varias fases de desarrollo, primero bajo los griegos y después bajo la dominación de Roma. A lo largo de los siglos, el puerto de Marsella se vuelve más y más importante y goza de un determinado número de privilegios, hasta obtener un verdadero monopolio a lo largo del siglo XVII.
A lo largo de su historia, los marselleses se han opuesto numerosas veces a sus gobernantes. Aún hoy, la ciudad y sus habitantes han sabido guardar ese espíritu de rebelión, que hace de Marsella una ciudad con un lugar particular en el resto del paisaje frances.
En 2013, Marsella obtiene el título de "Capital Europea de la Cultura". Este estatus ha favorecido la realización de numerosos proyectos artísticos y culturales en la ciudad, pero también en otras ciudades de la Provenza como Aix-en-Provence y Aubagne. Esta nominación le ha permitido a la ciudad de Marsella realizar grandes trabajos de embellecimiento. Es en este marco que el Viejo puerto se ha peatonalizado en gran medida, para disfrute de los visitantes y para recobrar su aspecto de antaño.

Su estancia en Marsella: reserva de billetes de avión, tgvair, hotel…

¿Desea marcharse a visitar Marsella en sus próximas vacaciones?
Air France propone numerosos vuelos a Marsella con salida de los aeropuertos de Madrid, Barcelona, Bilbao, etc. ¡Descubra desde ahora nuestras mejores ofertas ! Reservando sus billetes de avión a Marsella con nuestra compañía aérea, deberá hacer una escala en París .
Durante su estancia en Marsella podrá disfrutar plenamente del mar bañándose, en las playas de la ciudad, o bien en las magníficas playas situadas en las calas (Parque Nacional desde 2012). A la hora de comer, puede tomarse un aperitivo en el Viejo puerto y degustar las especialidades culinarias provenzales típicas de la ciudad. Aventúrese en las callejuelas del famoso barrio del Panier hasta la Catedral de la Major. Suba por las escaleras hasta la Basílica de Notre-Dame de la Guarda, llamada también la "Buena madre" por los marselleses, para admirar esta excepcional perspectiva de la ciudad. Los paseos en barco le permitirán descubrir la belleza del macizo de calas desde el mar. Su viaje a Marsella sera la ocasión de sumergirse en un estilo de vida más que mediterráneo: ¡Marsellés!
Gracias a su clima mediterráneo, que le permite disfrutar de más de 2.800 horas de sol por año, Marsella es un destino ideal para sus vacaciones veraniegas. ¡No espere más, y márchese a descubrir una de las ciudades mediterráneas más bellas!

Más información sobre Marsella: